Venezuela de los menos afectados por la debacle financiera

Marbelyz Mavárez

Parece un hecho que la crisis estadounidense no escapa de la globalización. Significa entonces que esta debacle financiera no es ajena a casi ningún país. Desde el año pasado se empezó a anunciar esta hecatombe. Realmente no fueron muchos los que le pararon, pese a la magnitud de este asunto, sólo comparable al crack de la bolsa de New York en 1929. Por cierto, algunos economistas, el año pasado, llegaron a decir que EEUU saldría al paso a esta infrenable caída, tal como ha ocurrido en otras ocasiones. “EEUU tienen una gran capacidad de recuperación. Sólo será un pestañeo”, llegaron a augurar algunos.

Lo que pasa es que la burbuja letal no resultó un simple pestañeo. Esta ha ido creciendo sin forma alguna de detenerla. Y los mercados ya metieron su gran estaca generando una catástrofe financiera de naturaleza universal. Estados Unidos requiere, para rescatar el sistema financiero, al menos 700 mil millones de dólares, dinero que ni siquiera cabe en la imaginación.

El plan del gobierno de EEUU consiste en que el Tesoro recompre los activos dañados que tienen en su cartera las entidades financieras de ese país, debido a la crisis de las hipotecas basura y a la caída libre de los precios de las viviendas…. Varias cifras se han manejado para torear el asunto, pero todo apunta a que serán los 700 mil millones de dólares los que se requieran para afrontar la mayor de las crisis estadounidenses.

Lehman Brothers, el cuarto banco de los Estados Unidos, se quedó sin los recursos de los miles de ahorristas que confiaron su dinero a esta institución. Y esta confianza no sólo fue depositada por inversionistas del país del norte, sino de cualquier nación del mundo, por aquello de las economías-mundo. En Lehman depositaron sus “verdes” países, bolsas, otras entidades financieras, ahorristas… Venezuela, por una decisión del Presidente Chávez, sacó sus divisas por concepto de reservas internacionales. Sólo el 1% de reservas reposa en tales instituciones. Justo a tiempo Chávez tomó la decisión y la aplicó. Ahora vemos los resultados en tiempos que los precios del petróleo se mantienen por encima de lo establecido en el Presupuesto Nacional. Venezuela es, pues, de los países menos afectados por esta bola de nieve que arrasará con todo país que encuentra a su paso si no se da la debida intervención del Estado norteamericano.

La lista de entidades financieras afectadas por el virus financiero es larga: Citigroup, Morhan Stanley, Merryl Lynch, Goldman Sachs, Fannie Mae, entre otras. Y es que además Venezuela tiene relaciones comerciales con otros países de indoamérica, el Caribe, Asia, Europa, que nos pone en una situación de menor riesgo. Hay mucha expectativa sobre el futuro de esas economías porque en este momento no hay forma de no sentir el coletazo si no hay señales de recuperación.

(*) Periodista. Trabajadora Social

Profesora UBV

marbemavarez@yahoo.es

Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: