Opositores obligados a conformar “caimanera” para elecciones regionales.

Jesús Hernández.

La oposición, ante la ausencia de un hombre capaz de liderar al conjunto que enfrentará al Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) y sin uniforme propio que vestir, deberá asistir, más que con un equipo, con una caimanera a las elecciones regionales del 23 de noviembre, las cuales se disputarán en todo el territorio nacional. Acechada por el fantasma del 11 de abril de 2002, la oposición intentará deslastrarse de la mala racha que la acompaña cada vez que se ha enfrentado a la escuadra oficialista. Como se recordará, la oposición convocó un enfrentamiento, no previsto en el calendario democrático del país, con el propósito de expulsar al mánager revolucionario, Hugo Chávez Frías, y a los integrantes de su cuerpo técnico. Esa acción ocasionó 19 muertes y 110 lesionados entre seguidores de estos dos conjuntos, los cuales salieron a la calle ante la imprudente convocatoria hecha por el elenco opositor. Aquel fatídico juego fue suspendido cuando los opositores fueron obligados a abandonar el terreno de juego, bajo fuertes abucheos de la población por haber arremetido contra el estratega socialista y haber propiciado víctimas inocentes en un evento que no estaba incluido en la programación democrática de Venezuela. Sin liderazgo y sin un estilo definido de juego, los opositores saldrán nuevamente en noviembre al engramado, con el propósito de ocultar las debilidades propias de este conjunto. A menos de tres meses del evento, la oposición no ha logrado definir la nómina “unitaria” que intervendrá en el torneo nacional, a pesar de que la Federación de Partidos Opositores (FPO), conformada por 17 organizaciones, definió el pasado 23 de enero la metodología para seleccionar a sus fichas para el importante cotejo. Departamentos nada envidiables, como el de errores cometidos y promesas incumplidas, son liderados por las fichas que hasta ahora representarán al combinado opositor en la competencia. Se estima que los conflictos existentes entre los “perros calientes” (jugadores peleones que integran el combinado oposicionista) afecte su desempeño en el terreno de juego, al igual que en ediciones anteriores. En el evento nacional, el elenco opositor y el PSUV buscarán los máximos honores en 22 gobernaciones y en 328 alcaldías, además de escoger 233 legisladores regionales, 13 concejales al Cabildo Metropolitano de Caracas y siete al ayuntamiento metropolitano del Alto Apure. Según los organizadores de la cita, está previsto que unos 16 millones 500 mil venezolanos salgan a respaldar a los elencos de su preferencia. Para el venidero evento la caimanera opositora no asistirá en ninguna entidad con el plantel deseado, pero podría tener en el factor sorpresa un elemento que juegue a su favor para rellenar, a última hora, vacantes que persisten en el combinado. Sin embargo, hasta este momento el gusto por las caimaneras en las filas opositoras se ha convertido en enemigo número 1 de este conjunto, ya que el proceso para definir sus fichas lo convirtieron en un festival de mentiras e improvisaciones, las cuales han derivado en fuertes enfrentamientos entre las 17 cúpulas que hacen vida en la instancia que los agrupa. Violación de las reglas y creación de nuevas normas, según la conveniencia en cada estado, ha evidenciado el caos que reina en la oposición y la imposibilidad de asistir con un equipo “unitario” para disputar los máximos honores al PSUV. En cuanto a la avanzada psuvista, ésta fue resuelta el 1 de junio cuando más de 2 millones y medio de seguidores del conjunto rojo votaron en todo el país por los gladiadores de su preferencia, de cara a la cita del mes de noviembre. El PSUV, con una alineación de alto calibre, saldrá como favorito en todo el territorio nacional para revalidar el título alcanzado por su predecesor Movimiento Quinta República (MVR), cuando barrió en el año 2004 a la oposición en casi todas las gobernaciones. Expertos consideran que la sapiencia y estilo de juego – apegado al librito – del estratega del PSUV, Hugo Chávez Frías, debe ser considerado al momento de inclinar la balanza hacia la organización socialista en esta competencia. Además de la importancia que dan los entendidos a la presencia del estratega psuvista, también ponderan lideratos en renglones como ejecución de políticas sociales, compromiso con la sociedad y amor por la patria en manos de integrantes de la escuadra dirigida por Chávez.

Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: