¿Nadie es profeta en su propia tierra? ¡Bolivarianos!

Luis Diaz

Nadie es profeta en su propia tierraDicho que fue de seguro instaurado y manipulado por los manejadores de gente para estupidizar al hombre; claro, que entendiendo profeta como aquel que visualiza lo que a otros pueblos no les pasa por la mente, se acepta. Pero quien más puede conocer las debilidades y necesidades de una región; quien más puede conocer lo que se produce o no, lo que se siente o no, lo que se quiere y lo que se espera; si no el que está viviendo con nosotros y entre nosotros, soportando todas las penas y amarguras que producen las malas políticas de los que tienen la responsabilidad de llevar a esas poblaciones, la mayor suma de felicidad posible y enaltecer a su región para ejemplo del resto de Venezuela y el mundo. Si la lucha es de todos y cada bolivariano tiene la obligación de defender lo que más quiere y conoce por que lo lleva por dentro, no es otro de espacio diferente, por más paisano o popular que sea, el que le quite ese derecho; y queda muy mal parado el revolucionario que no logre comprender esto, ni que haya sido por orden del máximo líder, porque en estos asuntos sólo vale el criterio propio.Claro que siempre existen excepciones pero es triste pensar que no exista entre los vecinos un candidato que asuma las riendas de la administración de la región que le toca defender de los que pretenden seguir dejándola en el abandono. Además un candidato externo puede que gane matemáticamente pero le será casi imposible alcanzar la aceptación de toda esa comunidad y por lo tanto los planes estratégicos no tendrían la contundencia necesaria. ¡Bolivarianos!Me alegra saber que el pueblo comienza realmente a despertar en esta nueva etapa revolucionaria, lo malo es que a ese despertar le falta el guía de aquel 4 de febrero, que hoy se encuentra perdido en el laberinto de los incapaces e ineficientes, lamentablemente no ha resultado por ningún lado su método para elegir a quienes lo acompañan en la toma de decisiones y advertirle sobre los pro y los contra, y a los que deben interpretar sus intenciones y transmitirlas fielmente para llevarlas a buen término.Al parecer algunos de los que hablan del socialismo del siglo XXI se quedaron en el XIX, que casualmente tiene los mismos símbolos, pero en orden diferente, tan diferente como la forma en que se está conduciendo el proceso revolucionario, que realmente se aleja cada vez mas de Bolívar, al incurrir en los vicios que él repudia y crítica en muchos de sus discursos y escritos.Decir que no hay problema con el abastecimiento de alimentos y ver los supermercados vacios sólo puede entenderse de una manera: la oligarquía sigue mandando y los encargados de quitarle ese poder han fracasado totalmente. No hay duda que las últimas desaguisadas e inconsultas decisiones, retiradas más tarde, pone en evidencia que quienes las plantearon no conocen en sí la idiosincrasia del venezolano y han entregado a los buitres del oposicionismo a ultranza, carne jugosa para alimentarse y crear más escepticismo en los bolivarianos que ven como los planteamientos del gobierno son bateados contundentemente por los detractores de siempre..Con esto el oposicionismo y sus seguidores se regodean, como malos venezolanos, desean que todo se vaya a la mierda y los revolucionarios con poder en vez de tomarlo como un reto y buscar entre los bolivarianos a los que cumplirán la meta de cerrarle la boca a los escuálidos con hechos, se ponen a decir pistoladas e incongruencias que confunden y desorientan. Coño si la población aumento y el poder adquisitivo es mayor entonces en los planes de todo el que sabe gobernar debe existir una estrategia que nivele la situación o es que el socialismo que se nos presenta sienta sus bases en la improvisación. Parece que muchos ministros siguen pensando que el pueblo es idiota y de memoria corta y otros sienten miedo de decir la verdad, que no es más que la incapacidad e ineficiencia debido a la pésima escogencia de los que asumieron las riendas, y a la falta del castigo oportuno por un tribunal disciplinario a los que osaron transgredir los principios Bolivarianos y Revolucionarios; así se perdieron organizaciones como los Círculos Bolivarianos, las Ubes y sus Patrulleros y ojalá los Concejos Comunales resistan y se rebelen contra el abandono en su consolidación como parte fundamental del Estado..Si el máximo líder sigue manteniendo su criterio para escoger su equipo asesor, podemos dar por herida de muerte y pronto a extinguirse esta nueva esperanza de dignificar a la Patria, debemos por todas las formas y caminos hacer llegar hasta el Comandante Chávez la orden del Soberano, que no es otra que recobrar el rumbo Bolivariano secuestrado por entes vacios de sentimiento patrio y llenos de filosofías y acciones foráneas que deben conocerse pero para crear la nuestra que tiene sus fundamentos en las ideas de nuestro Libertador, que siempre terminan en la búsqueda de la mayor suma de felicidad posible para la Patria y su Pueblo. No es posible que un revolucionario no cumpla con darlo todo por la Patria o renuncie si no puede con la encomienda; no debe llamarse tal el que estando bajo la dirección de un plan estratégico no lo lleve adelante o no ceda el paso para que otro lo intente, por eso digo, que si esos supuestos revolucionarios no son capaces de apartarse por sí mismo debe el pueblo tener la suficiente fuerza para quitarle el cargo donde se encuentre.¡Bolivarianos la Patria clama por verdaderos Revolucionarios! No debemos arrodillarnos ante los enemigos necesario es vencerlos, los empresarios capitalistas deben aprender que sus capacidades y los recursos que utilizan deben supeditarse con conciencia a los planes estratégicos de quien gobierna, de lo contrario deberán irse al demostrar que su amor por la Patria y su pueblo no existe.Nota:Por allí leí que la mal llamada lista de Tascón sigue causando estragos en la negación de empleo y lo dice un confundido revolucionario. Insisto en que el no aplicar esa lista fue el mayor error de los que nos dirigen. En ella estaba reflejado con un 99% de exactitud quien quería el socialismo y quién no. Era el momento crucial y más peligroso para identificarse con un camino, cada quien tuvo tiempo de pensar en lo que comprometía; por un lado la Patria llamaba a los bolivarianos a defender su dignidad, mientras que por otro los vicios, las aberraciones y las prebendas inmorales de la IV, compraba conciencias ingenuas e ignorantes, ¡gloria a los primeros y a los que siguen manteniéndose en la lucha, purgatorio como pena mínima para los segundos que se dejaron arrastrar por cantos de sirena y atentaron contra la Patria y su Pueblo!.

Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: